Web de las
Cardiopatías Congénitas
por el Dr. Fernando Villagrá
 

Las arritmias lentas más frecuentes son los bloqueos aurículoventriculares y la enfermedad del nodo sinusal.

 

Bloqueo auriculoventricular completo (BAV)

Arritmia lenta consistente en que el sistema de conducción cardíaco no transmite el impulso eléctrico desde las aurículas a los ventrículos,  de modo que las aurículas se contraen a una frecuencia normal impulsadas por el estímulo del nodo sinusal ("puesto de mando del sistema eléctrico del corazón, que sí funciona correctamente") y los ventrículos, de forma independiente, a una frecuencia menor impulsados por los estímulos eléctricos que se generan "como mecanismo de seguridad para evitar el paro cardíaco" en el nodo auriculoventricular o un poco por debajo del mismo, en el haz de  His.
 

Como ejemplo en un adolescente de 16 años el BAV puede dar origen a un ritmo auricular de 70 latidos/minuto en las aurículas (A) y lento de 40 latidos/minuto en los ventrículos (V). En realidad el BAV se debe a una lesión del nodo auriculoventricular.

El BAV completo puede ser congénito (está presente al nacer el niño) o adquirido a lo largo de la vida por enfermedad degenerativa de las células que conducen el impulso cardíaco (el más frecuente en pacientes ancianos), como complicación en la cirugía de las cardiopatías congénitas, especialmente en aquellas que precisen el cierre de una comunicación interventricular como parte de su reparación, o como complicación de un cateterismo de ablación para tratar una arritmia rápida.

 

Enfermedad del Seno

Se debe a una lesión del nodo sinusal. Este envía los estímulos eléctricos con menor frecuencia de lo debido (bradiarritmia), o con mayor frecuencia (taquiarritmia) o bien alternando la frecuencia lenta y rápida en el mismo individuo (taqui/bradiarritmias).

En la enfermedad de seno la comunicación eléctrica entre aurículas y ventrículos está respetada, pero es "el puesto de mando del sistema eléctrico del corazón", el nódulo sinusal el que no funciona adecuadamente. Muchos de estos pacientes padecen insuficiencia cronotrópica (no aumenta convenientemente la frecuencia cardiaca con el ejercicio, produciéndose mareos o síncopes con el esfuerzo físico). Como ejemplo en un adolescente de 16 años la enfermedad del seno puede dar origen a un ritmo lento de 40 latidos/minuto de las aurículas (A) y ventrículos (V), o bien frecuencias altas o altas alternando con las lentas.

La causa más frecuente de disfunción sinusal en niños es la ocasionada por el tratamiento quirúrgico de las cardiopatías congénitas, en concreto por lesión en la cirugía del tejido eléctrico de la aurícula derecha o lesión de las arterias coronarias que irrigan al nodo sinusal o al noda auriculoventricular. En adultos la causa más frecuente es la dilatación auricular secundaria a cardiopatías congénitas como la CIA, DVPAP o a la arteriosclerosis coronaria.

 
Copyright © 2017 CardiopatiasCongenitas.Net - El Web de las Cardiopatías Congénitas